POLITICAL REDFORD

(No Ratings Yet)
Loading...

Si hace un tiempo atrás nos dijeran que la última película de Shia Le Beouf dirigida por Robert Reford, Pacto de silencio, llegaría con un año de retraso a nuestras salas no daríamos crédito. Sin embargo, en la actualidad es un hecho tan plausible como lo es la cinta aquí presente. Un film con un Redford dispuesto a hincarle el diente a su vertiente ideológica, ya que este thriller político está basado en la novela homónima de Neil Gordon. Y con una galería de secundarios (desde Richard Jenkins, Nick Nolte o Anne Hendrick) dispuestos a adornar el camino del que antaño fue chico de oro de Hollywood.

El propio Redford se reserva el rol de Jim Grant (grave error, luego comentaré porqué me lo parece), un antiguo activista radical, que vive ahora de forma anónima con su hija en Albany. Pero su apacible vida dará un vuelco cuando Ben Shepard (Shia ” Transformers” LaBeouf), un joven periodista, revela su paradero al FBI, que llevaba buscándolo tres décadas por su participación en el atraco a un banco.  Así tenemos confrontación generacional similar a la que por ejemplo hizo Robert Redford con Brad Pitt a las órdenes del finado Scott en Spy Game.

El resultado me plantea varios interrogantes : Vamos a ver…¿Un hombre de 70 años intentando aparentar ser uno de 50 con una hija de 12 años? ¿Unos secundarios excelentes que recitan diálogos insustanciales en roles de una pieza de forma autómata?  ¿Quizás porque la historia se alarga en exceso y deambula de forma plana por los clichés del mainstream de los 90? ¿Entonces, por qué Shia Le Beouf que, sin estar brillante, le da 1000 vueltas a todo el elenco? Y sobretodo…¿cómo un  presunto duelo actoral entre Julie Christie y Robert Redford puede resultar tan soporífero?

Si alguien me responde estas preguntas le estaré agradecido. Mientras queda el duende de un Shia reivindicable, alguna secuencia semi-pizpireta, que hace elevar el nivel y por lo general, mucho tedio y mecanicismo. No sabemos que ha pasado con el director de Gente Corriente. Pero da la impresión, al menos para este cronista (que solo busca conectar mínimamente con lo que se le presenta), que el señor Redford ya no está para estos trotes con esto del cine..Triste, pero así es. Siempre nos quedará el resto de su filmografía, tanto de director como actor, capaz de llenar nuestros sueños de historias e imágenes memorables. Siempre que su próximo trabajo no sea un importante cambio de rumbo, claro.

JOAN BOTER ARJONA.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *