LAS MALAS MADRES SE DESMADRAN

(2 votes, average: 4,00 out of 5)
Loading...
Cartel "Malas madres" 29 de julio en cines.

Cartel “Malas madres” 29 de julio en cines.

La comedia gamberra y pasada de vueltas a la americana ha vivido un resurgir gracias a la trilogía de Resacón en las Vegas y a películas como La boda de Mi mejor amiga. En la primera, tres amiguetes con la excusa de una boda, se dan al desenfreno y viven las más surrealistas situaciones bañados en alcohol, sexo, drogas, animales peligrosos y momentos de lo más delirantes. En la segunda, un grupo de amigas, de diferentes carácteres y estados civiles preparan la boda de una de ellas, con situaciones de lo más rocambolescas, delirantes y escatológicas. Seguramente, si sumaramos muchos de los ingredientes de estas dos propuestas y las pusiéramos en una coctelera la bebida resultante sería esta película: Malas Madres (Bad Moms), de Jon Lucas y Scott Moore.

En esta ocasión, la trama se centra en las aventuras y desventuras de Amy (Mila Kunis), una madre que se desvive por ser perfecta y compatibilizar trabajo, hijos y marido sin perder una sonrisa del rostro, siempre corriendo a todos los lados y con un estrés que puede con ella. Un día todo se le cruza y se convierte en horrible por lo que decide irse a tomar unas copas. En el bar encuentra a dos madres que están tan desesperadas como ella: Carla (Kathryn Hahn), madre soltera y ligona donde las haya y Kiki (Kristen Bell), madre de familia numerosa sin tiempo ni para ella misma. Incluso Amy se atreverá a desafiar a la líder de las “madres perfectas” del AMPA del colegio de sus hijos, Gwendolyn (Christina Applegate) y presentar su candidatura a presidenta. Y ahí el lío estará servido.

Comedia “desmadrada” (y nunca mejor dicho), enfrentamientos entre las “malas madres” (que se reivindican en el día a día de su maternidad) y las que se postulan como “perfectas” e “ideales” (que saben hacer pasteles, tener la casa impoluta y unos hijos bien educados y sin problemas, etc) y mucho desafase y exageración de roles y tópicos es lo que nos ofrece este film. Asimismo,incide, en clave de comedia, sobre las luces y sombras de la maternidad, la amistad o rivalidad entre madres y la reinvindicación de una “nueva madre” o “mala madre” del siglo XXI.

He de confesar que, quizás también, como madre que soy me reí, pues una se ve identificada en algunas de las situaciones que se plantean. No obstante, pienso que la fórmula de Malas Madres es la misma que siempre, comedia, “desenfreno”, gamberrismo, alcohol, situaciones delirantes…Pero como el cóctel funciona, se vuelve a repetir, esta vez adaptándola a otro contexto: el de los madres y padres (¡hay que ver qué mal parados salen los padres en esta película!, con una excepción) y sus disputas dentro y fuera de las aulas. Una comedia que os hará pasar un buen rato en el cine, si se sabe qué se va a ver y se está dispuesto a dejarse llevar y “desmelenarse”.
SONIA BARROSO.-

2 thoughts on “LAS MALAS MADRES SE DESMADRAN

  1. Es una peli chorris, pero me gustó mucho. me reí un montón y pasé un rato genial con amigas. Yo sí que la recomiendo. Muy buena la crítica. Tienes razón que cuando una formula funciona las productoras nortamericanas la usan hasta la saciedad y sólo la cambian cuando deja de funcionar

  2. Si, yo también estoy de acuerdo con Dácil en que es muy buena la crítica y que sigue funcionando la vieja fórmula de las pelís americanas porque yo también pase un rato divertido y la recomendaría!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *