Menú
JOHNNY DEPP: JACK SPARROW EN UNA CAJA
octubre 5, 2021 Especiales

Johnny Depp empezó su carrera interpretativa en 1984 con A Nightmare on Elm Street de Wes Craven y no tardo en hacerse un lugar en el imaginario de los cinéfilos.
No olvidemos que fue el actor fetiche del director Tim Burton, desde 1990 con Eduardo Manostijeras, no han parado de colaborar, de esta unión han salido algunas de las joyas del cine de entretenimiento: La leyenda del jinete sin cabeza (1999) o Alicia en el País de las Maravillas (2010) Pero: ¿cómo han llegado a remover el séptimo arte desde sus entrañas?


Si nos fijamos en las películas que se realizaron en la década de los ochenta del siglo pasado vemos que hay un salto de modernidad en los argumentos y en el montaje; pero este cambio se basaba en hablar con el público infantil y juvenil; dos ejemplos muy claros son: La saga de Indiana Jones dirigida por Steven Spielberg que le dio vida Harrison Ford desde 1981 y Marty McFly de la Saga Regreso al futuro dirigida por Robert Zemeckis e interpretada por Michael J Fox desde 1985.

En el auge de estas producciones de aventuras surgen las figuras de estos dos artistas: Tim Burton y Johnny Depp que volvieron a cambiar la forma de realizar cine dando otra vuelta de tuerca a la industria. Tal vez su grandeza sea su fuerza visual y sus personajes extrañamente exagerados pero que dan su corazón. Hoy en día nadie puede olvidar al Willy Wonka de Johnny Depp (2005) que nada tiene que envidiar al Willy Wonka de Gene Wilder (1966); aquí vemos dos formas diferentes de dar vida… Mientras Gene Wilder es más sobrio a la hora de interpretarlo, después nos encontramos con un Johnny Depp que hace una caricatura deliciosa, así tenemos dos versiones eternas de este relato de Roald Dahl: Charlie y la fabrica de chocolate.

Repasando los papeles dramáticos del actor, tal vez uno de los primeros sea el soldado Gastor Lemer en Platoon (1986) dirigida por Oliver Stone sobre la guerra de Vietnam, esta película es interesante porque conocemos los momentos más difíciles de algunos soldados en plena línea de fuego; pero esta obra también es imprescindible visualizarla porque fue un trampolín para actores hoy consagrados como: Forrest Whitaker, Charlie Sheen o Williem Dafoe.

En: ¿A quién ama Gilbert Grappe? de Lasse Hallström (1993), acompañando en uno de sus primeras interpretaciones a un jovencísimo Leonardo DiCaprio, que realizo un trabajo soberbio; merece la pena verla una y otra vez por la química que hay entre ellos.

En: Antes que anochezca de Julian Schnabel (2000) basada en la vida del escritor cubano Reinaldo Arenas interpretado por Javier Barden; Johnny Depp nos regala a Bon bon y al teniente Victor… Viaja entre lo legal y lo prohibido enseñándonos dos personalidades opuestas pero a la vez tan cercanas y creíbles que resulta difícil reconocerle.

El turista, dirigida por Florian Henckel von Dommersmarck (2010), es un juego interpretativo entre Angelina Jolie y Johnny Depp que, esta vez, es un profesor universitario, Frank Tupelo; es un trabajo para hacernos pensar en la gente, porque aquí no hay ni buenos ni malos, simplemente enseña una teoría nueva sobre la codicia.

En: El fotógrafo de Minamata dirigida por Andrew Levitas (2020) interpreta a W. Eugene Smith, este biopic trata de advertirnos sobre la crudeza de la vida y sus consecuencias, tal vez W. Eugene Smith sea uno fotoperiodistas más conocidos del siglo XX, su calado en las generaciones posteriores de su gremio es hondo; pero aquí nos muestra su lado más personal. Por eso esta película es un discurso titánico contra los gobiernos que dejan de lado a sus habitantes y por eso todo el mundo debiera al menos conocerla.

PERO SIEMPRE HAY UN ANTES Y UN DESPUÉS EN UNA CARRERA ACTORAL

La saga de Piratas del Caribe, basada en la atracción de un parque temático de Walt Disney, fue un punto y aparte para este actor, en ellas encontró su personaje icónico y el publico de todo el planeta enloqueció con Jack Sparrow; así Johnny Depp se topo con un yo exagerado de él mismo que en las cinco películas de este entrañable pirata ha ido conociéndose como actor y como persona.

En el Zinemaldia de este año declaro en su rueda de prensa, un poco antes de recoger su premio Donostia, que siempre viaja con Jack Sparrow en una caja dando a conocer su pasión por él, que desde 2003 en la primera película de Piratas del Caribe, dio otra visión a los piratas clásicos que viven en el mar.

Jack Sparrow tiene buen corazón, es errático y despistado, pero siempre se salva de los peligros que se encuentra y casi todas las veces es por un milagro; convirtiéndose en uno de los personajes más reconocibles de la gran pantalla y amado por todas las generaciones, muchos niños sueñan con ser este pirata, y es querido por mayores y pequeños.

Pero hablemos del actor con el personaje, porque antes del pirata Johnny Depp era sólo un actor muy bueno que iba de género en género conquistando a todo el mundo, pero cuando se puso las prendas de este personaje alcanzo otra galaxia interpretativa donde sólo están los genios que han cambiado la interpretación.

No sabemos que nos regalara este interprete en el futuro, pero seguramente nos volverá a sorprender como siempre lo ha hecho; Johnny Depp siempre ha sido refugio de nuestras imaginaciones más cinéfilas; el cine actual no se puede entender sin su mirada como actor y un interprete no puede hacer su trabajo sin conocer a este genio.

JORGE GIRBAU BUSTOS.-

Deja un comentario
*