ESPÍAS CON HUMOR

(No Ratings Yet)
Loading...

Kingsman es una organización de espías inglesa al margen del gobierno fundada a principios del siglo XX por ricos al margen del Gobierno para evitar ataques terroristas o guerras. El jefe de la organización es Arthur (Michael Caine) y su estructura nos recuerda a  la de Los Caballeros de Arturo y la Mesa redonda. Su mejor agente es Harry Hart/Galahad (Colin Firth), mientras que el que diseña los gadgets y armamento para el grupo es Merlín (Mark Strong). Se caracterizan por ir siempre van vestidos con trajes y hacen un guiño a la  serie de Los Vengadores al tener como complemento un paraguas.

Al sufrir una baja en una misión cada espía debe encontrar un candidato para el puesto para lo que los candidatos habrán de pasar varias pruebas. Harry sugiere a Eggsy Unwin (Taron Egerton), el hijo de un espía del equipo que murió en una misión y vive en un barrio marginal donde su padrastro es un jefecillo de una banda, por modales e indumentaria nos recuerda a una especie de Ali G, un macarra con gracia. 

El villano de la función es Valentine (Samuel L. Jackson), un multimillonario de la informática que sesea al hablar, que quiere gobernar al mundo mediante el caos absoluto implantando un chip a cada persona, excepto algunos escogidos que aceptan el plan para ser los elegidos de sobrevivir. A través de las comunicaciones, el chip se activa y hace que se maten entre ellos…

Excelentes y jocosas interpretaciones de todo su elenco, con grandes efectos especiales y peleas bien coreografíadas y movimientos de cámara. Se nota el pulso de Matthew Vaughn en las escenas de acción, pues ya despuntó en Kick Ass: Listo para machacar y X Men: Primera Generación. El guión es un cóctel de la citada Kick Ass y de las saga de James Bond, pero más pasado de vueltas, tanto que la trama y los ademanes “macarras” del joven protagonista nos recuerda a cómo Vin Diesel afronta los problemas en sus pelis de acción. En definitiva, una cinta de espías que maneja los clichés del género, la acción y el humor de manera que no defraudan al espectador. Un entretenimiento divertido e inteligente.

JR PALOMAR.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *