DE MÚSICA Y AMOR

(No Ratings Yet)
Loading...

John Carney debutó con Once, un musical indie grabado en pocos días y con escasos medios, donde explicaba la formación de un dúo musical, el compuesto por Glen Hansard y Markéta Inglova. Esta historia real de música y amor, con las calles de Dublín como telón de fondo, fue un éxito inesperado en 2006.

En Begin Again, el director vuelve a repetir la fórmula, aunque con dos protagonistas más consagrados, Mark Ruffalo y Keira Knightley. Ella es Gretta, una compositora y cantante amateur, que salen rebotada de estar con un músico famoso y él es Dan, un exitoso productor musical, pero que ha venido a menos. Ambos se encuentran en un bar, ella cantando y él borracho e imaginando los arreglos de música y los instrumentos. Dan queda fascinado por la música de Gretta y le propone producir un disco, con todos los problemas económicos que ello conlleva.

La escena musical neoyorkina es un personaje más de la película. Cambiando Dublín por Nueva York, Carney vuelve a emocionar y sorprender con una fresca feel-good movie tan íntima y personal como aquella, pero esta vez con temas más pop-melancólico pegadizo y romanticón y un pelín menos indie. No os perdáis maravillas como “A Step you can´t take back”, cantada por la propia Knightley; o el “Lost Stars”, de Adam Levine, que es otra de las sorpresas musicales que nos depara el film, aunque como actor resulte más bien cansino. Así pues, aparte de la trama, la BSO es uno de los puntos fuertes de esta propuesta.

Estamos ante una pequeña joya sobre el mundo de la música: Agridulce como la vida misma, pero al mismo tiempo, de carácter positivo y optimista, es imposible que salgas con mal humor de verla. Así pues, si el verano es luz y diversión, esta película va a contribuir a que sea un verano radiante y maravilloso.

JR PALOMAR.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *