MICROCOSMOS CARCELARIO

(No Ratings Yet)
Loading...

321 días en Michigan es la ópera prima de Enrique García. Un drama carcelario con muy buenas intenciones, aunque adolece, desde mi punto de vista, de todos los tics de otras películas del subgénero. Cuando pienso en dramas carcelarios me vienen a la cabeza Celda 211, de Daniel Monzón; algunos pasajes de Azuloscurocasinegro, de Daniel Sánchez-Arévalo; y especialmente, Un profeta, de Jacques Audiard y, lamentablemente, 321 días en Michigan es una obra muy inferior.

A partir de varias historias cruzadas en el microcosmos de una prisión, tanto los reclusos como las reclusas que allí habitan reproducen, a menor escala, todos los vicios, pasiones y ambiciones de la sociedad: Las luchas de poder entre hombres; los celos entre féminas por llevarse al “macho alfa”, etc.

Además, la película tiene un enorme handicap, al ser hablada en andalúz, a muchos personajes, con la excepción de su protagonista masculino, se les entiende muy mal. Cuesta seguir el hilo del diálogo, aunque la historia al ser de temática tan universal, se puede llegar a entender.

La cinta, en este sentido, es naturalista y los personajes y situaciones son más o menos creíbles, no así los intérpretes que la protagonizan, con excepción de Virginia de Morata que interpreta a Sara, una reclusa que quiere conseguir el tercer grado a la vez que intenta sacarse el graduado escolar y se enamora de su profesor de estudios en la cárcel. También cabe destacar el rol de Lamís (Virginia Muñoz), su compañera de celda, tan amiga como rival. En cambio, Chico García, el protagonista masculino es de dicción comprensible, pero la cara de palo que pone en toda la película no ayuda a empatizar con el personaje, ni a emocionarnos con él.

Así pues, se trata de un drama carcelario bienintencionado, pero plagado de tópicos del subgénero y con una historia alargada en exceso y que, además, se hace larga, a pesar de que sólo dura 100 minutos. No os la puedo recomendar. Una lástima.

SONIA BARROSO.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *