ASSASSINS CREED: LIBRE ALBEDRÍO Y SALTO DE FE

(1 votes, average: 2,00 out of 5)
Loading...

pelicula-assassins-creed-century-fox

Hace un año en estas fiestas navideñas se estrenaba Macbeth, una brillante a la vez que brutal y oscura adaptación del texto de Shakespeare. Justin Kurzel en la dirección y Michael Fassbender y Marion Cotillard como el ambicioso matrimonio Macbeth insuflaban vida a esta tragedia del Bardo. Un año después, nos encontramos al mismo equipo, pero en una película muy distinta en todos los aspectos. Se trata de Assassins Creed, una adaptación libre del conocido videojuego de Ubisoft.

¿De qué trata el film? Básicamente diremos que Calum Lynch (Michael Fassbender) es un asesino a punto de ser ejecutado. La científica Sofía (Michael Fassbender) y su poderoso padre Alan Rikkin (Jeremy Irons) le reclutan para su Fundación Abstergo, con programas para contener la agresividad y la violencia, y le hacen viajar en el tiempo gracias la máquina Animus para sincronizarle con un antepasado suyo. Este antepasado es Aguilar de Nerja (interpretado por el mismo Fassbender), que vive en la Andalucía de 1492 en tiempos de la Inquisición. Nerja pertenece a la organización de los Assassins que luchará contra los Templarios para hacerse con El Fruto del Edén, que otorga el libre albedrío a aquel que le posea.

¿Cuáles son sus fallos? Principalmente el guión, caótico y confuso. Un espectador neófito en el videojuego se puede perder con facilidad. Tampoco el montaje ayuda a acabar de ensamblar bien las tramas presentes (ficción “real”) y pasadas (ficción “histórica”). Además, algunas secuencias se alargan de manera eterna, mientras que otras suceden de manera precipitada. Asimismo, los actores, todos de primera línea, parece que se dejan arrastrar por el caos reinante y sus personajes, o bien resultan fríos y rígidos, como si los actores estuvieran incómodos en sus roles, como es el caso de Marion Cotillard, Jeremy Irons y Charlotte Rampling; o bien no resultan lo amenazadores que deberían, es el caso del inquisidor Torquemada interpretado por Javier Gutiérrez.

¿Qué es lo mejor de la propuesta? Las espectaculares secuencias de acción, especialmente aquellas acontecidas en Andalucía del siglo XV, con Fassbender y su acólita Assassin (interpretada por Ariane Labed). Los saltos por los tejados, parkour, persecuciones y peleas son de lo más entretenido y el “salto de fe” resulta impresionante. Además, parece que sólo Fassbender -que se luce tanto con capucha como sin ella- y Labed parecen disfrutar como niños de sus papeles. Resulta asimismo de agradecer que se hable español en la acción situada en Andalucía. No obstante, la toma de Granada fue rodada en Sevilla, la capital hispalense, no sabemos muy bien por qué motivo…Las tonalidades azuladas y frías del presente en contraposición a los tonos cálidos y “polvorientos” del pasado resultan una opción estética muy notable.

¿Está mal adaptado el videojuego? No, en la película se reconocen muchos detalles del videojuego que no desvelaremos; los assassins parecen sacados del propio videojuego de Ubisoft, así como sus peleas, persecuciones, saltos, parkour…

No obstante, con temas tan interesantes como el libre albedrío, la naturaleza y contención de la violencia, la memoria genética y sus conexiones con el pasado, los conflictos entre Assassins y Templarios, nos esperábamos mucho más. Si en las futuras secuelas no se ponen las pilas para realizar un entretenimiento más coherente, quizás pierdan los espectadores que ahora están acudiendo en masa a las salas de cine. Porque sí, esta Assassins Creed va a ser el inicio de la franquicia de aquellos que actúan en las sombras para servir a la luz.

SONIA BARROSO.-

One thought on “ASSASSINS CREED: LIBRE ALBEDRÍO Y SALTO DE FE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *