BLACK PANTHER: WAKANDA FOREVER

(1 votes, average: 4,00 out of 5)
Loading...

Ya en los primeros compases de Black Panther se avecina cierto cambio dentro de la fórmula MCU. En dos secuencias de carácter muy distinto vemos las dos caras de esta nueva entrega superheroica: La primera, en clave mitológica y la segunda, marcando los contrastes en dos formas de entender la ficción. Y esto es clave en un film en que la yuxtaposición orgánica de ciertos elementos es su gran baza. Dicho de otro modo, Black Panther es una de las películas dentro del Universo Marvel que tiene un subtexto más rico y más trabajado, sin renunciar a las señas de identidad de este tipo de producciones.

Para empezar el punto de partida de la mitología de este universo ya da mucho juego. Tiempo atrás, un país africano recibió la caída de un gigantesco meteorito con un misterioso mineral, el vibranium, capaz de absorber el sonido y las vibraciones. Para proteger tan valiosa posesión, las tribus decidieron ocultar dicha información al resto del mundo con el objetivo de proteger a sus habitantes. Alrededor de ese material articularon una sociedad en la que tradición y tecnología están perfectamente cohesionadas y cuyo líder era una rey que garantizaba la prosperidad y supervivencia del país, cuyo nombre seria Wakanda. Pero ese rey no seria un rey cualquiera. Porque gracias a un ritual relacionado con el mineral, adquiría unos poderes para convertirse en Black Panther, el héroe que protege a los wakandianos.

La historia de Black Panther nos lleva después de los hechos de Capitán América: Civil War donde las circunstancias llevan a T’Challa a asumir el trono. Chadwick Boseman continua encarnando al personaje y pienso que lo hace con buena nota. No obstante, es cierto que considero que su trabajo es inferior al resto de un elenco de secundarios muy inspirado, otro gran punto fuerte de este film. Y es que Angela Basset, Danai Guirira, Daniel Kaluuya, Michael B. Jordan (el villano, de lo mejor del film) o Martin Freeman, entre otros, nos presentan personajes tridimensionales, ya sea por el libreto, por el talento de los actores o por ambas razones. Respecto al film propiamente dicho, se trata de una buena propuesta de entretenimiento, que aprovecha tanto los personajes, la trama y la mitología en un tono más adulto del habitual en el Marvel Disney (en la línea de Capitán América: Soldado de Invierno). Pero para ello, no renuncia a los momentos de humor bien insertados y lo hace, a su vez, conjugando la visión antropológica de Wakanda, los films de Tarzán, el cine de espías “Jamesbondiano”, el drama “monárquico”, cierto espíritu reivindicativo y hasta momentos espirituales relacionados con la vida, la muerte y el mas allá.

El cóctel va muy cargado pero no aturulla. No obstante, es complicado mantener el nivel durante los 135 minutos y, por eso, parte del clímax y el enfrentamiento final, obedece a terminar en el gran espectáculo de rigor. Leve, aunque creo que en cierto modo inconveniente, ya que no termina por explotar ciertos aspectos templados y la deja por debajo de otros films de orígenes superheroicos como Doctor Extraño. No obstante, según este cronista el resultado está probablemente entre las más conseguidas del universo marvelita bajo la mirada de Kevin Feige. Y es que, aparte de los méritos ya citados, seria injusto no reconocer en estas líneas el colosal trabajo de los responsables de todo esto: Ryan Coogler en la dirección y la elaboración del guión junto a Joe Robert Cole. El trabajo de Rachel Morrison, que nos muestra una Wakanda increíble llena de imágenes imborrables como el contrapicado que podemos ver ya en los tráiler de un salto de agua wakandiano. Y, en definitiva, todo el equipo que ha contribuido a que cada fotograma luzca tan bien y pueda sumergir al espectador conocedor y no conocedor del personaje al mundo del rey T’Challa.

Es decir, que el 16 de febrero tenéis una cita con un gran película de acción y aventuras d Marvel Disney para toda la familia. Así que desde aquí os aconsejo ir al cine este fin de semana, recordando que hay dos secuencias postcréditos y animando a que la disfrutéis, que uno no va a Wakanda todos los días.

JOAN BOTER.-

2 thoughts on “BLACK PANTHER: WAKANDA FOREVER

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *